21/01/2007

Jesuitas en el Foro Social Mundial 3

 

Jesuitas en el Foro Social Mundial 3

Permalink 21.01.07 @ 22:33:00. Archivado en Religiones, Migraciones, Pro justitia et libertate

Hoy caminamos con la convicción de que hemos profundizado nuestras viejas amistades y comenzado algunas nuevas. Han sido momentos de encuentro entre personas procedentes de diferentes lugares del mundo y de África en particular, que comparten un mismo sueño y un mismo compromiso de trabajo en favor de un mundo más justo, donde la dignidad de todas las personas se vea reconocida y respetada.

Los jesuitas han tenido un papel fundamental en la evangelización cristiana de Europa y de otros continentes. Así mismo, la educación y pedagogía jesuita pueden tener también un papel importante en el continente africano.

La pedagogía ignaciana está basada en la comprensión del contexto (observar bien al mundo entero), la reflexión sobre lo que vemos y en la toma de una decisión concreta.

Durante estos días, nuestras conversaciones han tratado en repetidas ocasiones sobre la importancia de determinar quién cuenta la historia de mi vida, a quién se la cuenta y para qué propósito. Todas estas cuestiones son diferentes caras de la misma moneda: la cuestión de la identidad.

"Sé que el conocimiento más concreto que me llevaré son las imágenes de los rostros que una vez fueron extranjeros y ahora son amigos".

-oOo-

Caminando hacia el encuentro

A primera hora de la mañana de este último día del Encuentro de la Familia Ignaciana, caminamos en pequeños grupos desde nuestro alojamiento en la casa de retiro Savelberg hacia el Hekima College, lugar donde se celebra el encuentro. El primer día recorrimos el camino con el anhelo de reencontrarnos con viejos amigos y amigas que no habíamos visto en mucho tiempo. Hoy caminamos con la convicción de que hemos profundizado estas viejas amistades y comenzado algunas nuevas. Han sido momentos de encuentro entre personas procedentes de diferentes lugares del mundo y de África en particular, que comparten un mismo sueño y un mismo compromiso de trabajo en favor de un mundo más justo, donde la dignidad de todas las personas se vea reconocida y respetada.

Este encuentro se ha visto facilitado por un grato y cordial ambiente, fruto de una perfecta organización al más puro estilo africano, aunando la eficiencia y el buen hacer con una calurosa y colorida acogida. Estos tres días nos han ofrecido la oportunidad de compartir nuestra inspiración, nuestros miedos y frustraciones, nuestros sueños y nuestras experiencias, estrechando así los lazos que nos unen. Caminamos hacia Hekima charlando, bromeando, riendo, no ya como un grupo de personas desconocidas sino como miembros de una familia (¡qué animadas conversaciones hemos tenido para definir su significado!) que avanza unida, aceptando su diversidad como un elemento constitutivo de su ser.

El reto de la educación ignaciana en África

Los jesuitas han tenido un papel fundamental en la evangelización cristiana de Europa y de otros continentes. Así mismo, la educación y pedagogía jesuita pueden tener también un papel importante en el continente africano. Partiendo de este gran desafío, el Padre Valerian Shirima sj, Provincial de la provincia de África Oriental, instó también a la audiencia a buscar una honda conversión espiritual que pueda restaurar en nosotros la misma chispa que condujo a nuestros padres fundadores a dirigir sus pasos hacia las cuatro esquinas del mundo. Nuestro compromiso en la transformación del mundo imita la acción de la Trinidad: tras contemplar la situación del mundo decidieron que la segunda persona se haría hombre. Esta decisión no tiene ningún objetivo encubierto; no desempeña ningún interés partidario. La reencarnación es una señal del compromiso de Dios hacia todas y cada una de las personas. Todos somos llamados, sin exclusión, como una familia que participa en el Banquete de Dios.

Cuestionando y respetando la tradición

La pedagogía ignaciana esta basada en la comprensión del contexto (observar bien al mundo entero), la reflexión sobre lo que vemos y en la toma de una decisión concreta. A partir de estos elementos de la pedagogía ignaciana, la Hermana Ephigenia Gachiri describió su propia experiencia en combatir la práctica de la circuncisión del sexo femenino. La Hermana calcula que alrededor de 130 millones de mujeres ha sido víctimas de esta práctica en África. Comenzó su labor observando atentamente la realidad en los pueblos y hablando con las mujeres. En cuanto pudo observar la situación desde el punto de vista de las víctimas, dedicó varios años a estudiar la historia de esta práctica y los diferentes elementos que constituyen el rito de tránsito de las mujeres. Por último, entró en acción y cuestionó abiertamente la práctica de la mutilación femenina, buscando siempre conseguir el apoyo de mujeres y hombres. Se dio cuenta de que era una práctica equivocada y carente de cualquier rigor científico, a pesar de que históricamente pudiera estar justificada.

Al mismo tiempo, se dio cuenta de que había muchos elementos positivos en los ritos de tránsito tradicionales. Por lo tanto, transformó el rito y eliminó uno de los rituales. En este sentido, la pedagogía ignaciana resulta del todo apropiada para conducirnos a acciones que puedan transformar la sociedad africana. Sin embargo, añadió la Hermana Ephigenia, no debemos olvidar nunca que transformar la sociedad no significa destruir completamente su cultura y sus tradiciones.

Familia Ignaciana: identidad y misión

El tema de la colaboración dentro de la Familia Ignaciana y fuera de ella fue lúcidamente presentado por el Padre Augustin Karekezi sj, Superior Regional de Ruanda - Burundi. El posterior debate fue una oportunidad para muchas de las personas congregadas de compartir sus experiencias de trabajo con jesuitas y de expresar sus sueños para el futuro. Compartimos la tradición espiritual expresada en los Ejercicios Espirituales, pero ¿qué ocurre cuando vivimos en un contexto multireligioso como en Chad o en un continente como Asia? ¿Compartimos la misión o solamente colaboramos en algunas actividades? ¿Queremos que la Compañía esté en el centro de esta colaboración o planteamos una asociación dentro de una red, donde el liderazgo tenga un mayor carácter horizontal? ¿Queremos compañeros o ayudantes? ¿Puede la Compañía reconocer oficialmente que existen congregaciones religiosas que han aceptado formalmente las Constituciones de la Compañía de Jesús para gobernarse? ¿Aceptará la próxima Congregación General una "tercera orden"? Y finalmente, ¿es posible desarrollar en África una colaboración con el laicado cuando el sacerdote es visto todavía como alguien vinculado a un poder colonial y clerical?

El Padre Augustin reasumió bien los sentimientos de la mayoría de audiencia cuándo dijo: "Los jesuitas de África hemos empezado a caminar por un nuevo sendero en busca de nuestra propia identidad. Todavía queda mucho por hacer, pero vamos a seguir adelante con renovada confianza".

El blues de la identidad

Para muchas personas puede parecer trillado, repetitivo y anticuado, pero pienso que la cuestión resulta tan importante y se encuentra tan olvidada que resulta oportuno y merece la pena repetirla frecuentemente. La Compañía de Jesús, como cualquier otra organización interesada en comprender los problemas a los que se enfrenta el mundo de hoy, debe mirar de manera directa hacia la constelación de aspectos relacionados con el problema de la formación de la identidad. Sin importar el lugar del mundo en el que se encuentren, las personas de hoy en día, especialmente las más jóvenes, se encuentran tremendamente (diría incluso que existencialmente) interesadas en saber quiénes son y en que se quieren convertir. Durante estos días, nuestras conversaciones han tratado en repetidas ocasiones sobre la importancia de determinar quién cuenta la historia de mi vida, a quién se la cuenta y para qué propósito. Todas estas cuestiones son diferentes caras de la misma moneda: la cuestión de la identidad.

Hay personas interesadas en presentar una imagen supuestamente objetiva de África, pero uno se pregunta si cualquier habitante de un campo de refugiados o una estudiante universitaria en Lomé sentirían esa imagen como propia. ¿Quién tiene la imagen verdadera? ¿Qué significan la sinceridad y la objetividad? ¿Necesitamos acaso buscar la verdad porque sentimos que sutilmente se nos esta imponiendo una determinada imagen, un particular modo de "entender"? También existen otras personas muy interesadas en que mi historia no sea contada.

Contar historias esta íntimamente relacionado con quién dicen que soy y con quién siento que soy. Los fanáticos religiosos me cuentan historias sobre mí mismo y sobre mi religión, que dan forma a la persona en la que me convierto finalmente. La TV, la publicidad y mis propios amigos me cuentan historias sobre quien debería ser. Las culturas y las lenguas dominantes les han explicado a la población dalit, a la indígena, a la negra, a las mujeres, a las minorías, a las personas emigrantes y al campesinado que su cultura es "popular", pero que no puede ser considerada la cultura del país. ¿De verdad sabemos quien está contando nuestra historia?

De nuestros blogs:

* "El primer día me ha brindado la oportunidad de observar nuestro mundo mediante la Santa Trinidad (...) En este mundo de paradojas, a cada miembro de la familia ignaciana le gustaría contribuir con su propia piedra en la construcción de una sociedad más humana." Paterne-Auxence MOMBÉ sj, Centre Espérance Loyola - Lomé (Togo). Todo el blog: www.sjweb.info/sjs - clicar en "Social Justice Blog"

* "Resulta alentador saber que formo parte de un grupo de hombres y mujeres que quieren marcar una diferencia. En pocas palabras, después del primer día del Encuentro de la Familia Ignaciana me siento más vivo." Charles B. Chilufya sj, Provincia de Zambia-Malawi Todo el blog: www.sjweb.info/sjs - clicar en "Social Justice Blog"

* "Sé que el conocimiento más concreto que me llevaré son las imágenes de los rostros que una vez fueron extranjeros y ahora son amigos; que mi trabajo consiste en recoger la imagen mental de los rostros que una vez fueron extranjeros y ahora son amigos; que mi trabajo se verá realzado porque me sentiré capaz de extender la mano y comunicarme con hombres y mujeres, religiosos y laicos, que comprenden la cercanía de Jesucristo, quien nos llama a trabajar por el reino de Dios." Carrie Monnette, Provincia de Detroit, Asistente del Provincial para los Ministerios Social e Internacional. Todo el blog: www.sjweb.info/sjs - clicar en "Social Justice Blog"

Entrevistas

¿De todas las ideas y experiencias expuestas durante el encuentro, cual ha sido la que ha dejado mayor huella en tu interior?

* "Me ha resultado ciertamente alentador escuchar a una persona de nuestro grupo hablar sobre su propia experiencia de convivencia con el VIH y cómo a lo largo de los años ha venido recibiendo, además de asistencia médica, asistencia comunitaria y asistencia pastoral. También me han conmovido los testimonios de algunos jesuitas provenientes de diversos países de África que trabajan con sectores marginalizados de la población. En su trabajo se han encontrado con múltiples personas afectadas por el virus y les han venido ofreciendo un acompañamiento pastoral. Se han reunido con ellas, las han escuchado, las han consolada, les han facilitado alimentos... Son pequeñas acciones, que pueden parecer insignificantes, pero creo que al final son las que marcan una gran diferencia en la vida de estas personas." (William Mbugua sj, African Jesuits AIDS Network (AJAN), Nairobi, Kenia)

* "Me ha parecido muy interesante el debate habido sobre la tradición africana, cuando discutíamos acerca de cuales podrían ser las soluciones de África a los conflictos. Algunas personas afirmaban que no existe una "solución africana", mientras que otras contestaban que sí se puede hablar de una tradición africana y que existen problemas comunes que África debe enfrentar de una manera conjunta. Estoy de acuerdo con esta opinión, y creo que debemos recuperar algunos valores que hemos ido perdiendo y que nos pueden permitir lograr una mayor cohesión social. Debemos recuperar parte de nuestra identidad, sin olvidar que vivimos en un mundo globalizado al que no podemos dar la espalda." (Catherine Binelli, Camerun, estudiante del Instituto de Estudios sobre la Paz y Relaciones Internacionales de Hekima (HIPSIR), Nairobi, Kenia)

"La mayor parte de las personas presentes en el encuentro comparten la idea de que es necesaria una mayor implicación de la sociedad civil, y de la Iglesia en particular, en las tareas de incidencia política (advocacy), sobre todo en relación a temas como el VIH/SIDA, la buena gobernanza o las campañas por la cancelación de la deuda. Y no sólo es necesaria la implicación de las organizaciones sino que resulta fundamental la participación de la población en general y sobre todo de la población rural, para que de esa manera se sientan parte del proceso y parte de la sociedad.

En este sentido, me ha sorprendido y al mismo tiempo me ha llenado de alegría la experiencia de Zambia. El Padre Peter Henriot sj nos ha descrito cómo el Centro de Reflexión Teológica coordinó la Campaña por la Cancelación de la Deuda del Jubileo Sur. Resulta ciertamente alentador comprobar cómo un pequeño centro pudo coordinar una campaña de tal magnitud, consiguiendo involucrar a tan diversos actores y con resultados tan espectaculares como la cancelación de la deuda externa multilateral de Zambia. Resulta interesante comprobar cómo han mantenido su compromiso en la tarea de controlar que el Gobierno destine el dinero liberado del pago de la deuda a la provisión de servicios sociales a los sectores más marginalizados de la sociedad." (Paul Odhiambo sj, Jesuitas y Paz, Kampala, Uganda)

Fernando Franco SJ, Director Responsable
Uta Sievers, Redactora
Suguna Ramanathan, Redactora Asociada
Zigor Uribe-etxebarria, Redactor Especial a Nairobi

Secretariado para la Justicia Social, C.P. 6139, 00195 Roma Prati, ITALIA
+39 06689 77380 (fax)

22:45 Écrit par SaGa Bardon dans Religiones | Lien permanent | Commentaires (0) | Tags : pro justitia et libertate |  Facebook |

18/01/2007

Jesuitas en el Foro Social Mundial 2

 

Jesuitas en el Foro Social Mundial 2

Permalink 18.01.07 @ 20:03:00. Archivado en Religiones, Migraciones, Pro justitia et libertate

Queridos/as amigos/as: Mediante esta edición especial de Headlines os informamos, casi en directo, desde Nairobi, sobre lo acontecido durante el primer día del Encuentro de la Familia Ignaciana.

Es la tarde del 17 de noviembre de 2007. Mientras caminábamos el cielo gris anunciaba lluvia, pero la ceremonia inaugural estuvo llena de luz, calor y alegría. Después de una hermosa oración dio comienzo la primera sesión plenaria. El último contingente de participantes procedentes de India, Sri Lanka y Brasil entró cuando la sesión plenaria ya había comenzado, por lo que fueron recibidos con aplausos. A la tarde llegaron los participantes del "Continente" de Madagascar, tal y como los anunció el moderador de la sesión, y fueron recibidos con otro aplauso general.

Saludos desde Nairobi,

El equipo editorial.

Foto: el P. Angelo D’Agostino, Jesuita y Doctor en Medicina. (1)

Mensaje del Padre General: "Existen muchos signos de vida y esperanza"

En un discurso dirigido a las personas congregadas en el Encuentro de la Familia Ignaciana de Nairobi, para participar en el seminario sobre "Transformación Espiritual y Social en África y Madagascar", el Padre General da la bienvenida a esta iniciativa y recuerda las palabras de Juan Pablo II para el Primer Sínodo Africano, que comparaban la situación de África "con el hombre que viajaba hacia Jericó (Lk 10, 30-37) y cayó en manos de unos ladrones, que lo despojaron de todas sus pertenencias y lo dejaron medio muerto". Sin embargo, el Padre General reconoce que "existen muchos signos de vida y esperanza, gracias al esfuerzo que muchos jesuitas y otros compañeros y compañeras apostólicas han llevado a cabo en la lucha por construir un futuro para las generaciones venideras (CG 34, d. 3, n. 12).

A continuación, hace un repaso de los esfuerzos llevados a cabo por el Servicio Jesuita a Refugiados (JRS), de los pasos dados por el Instituto para la Paz de Hekima para promover la paz, del papel de los diversos centros sociales en la lucha por una mejor gobernanza, del trabajo de AJAN en favor de aquellas personas que padecen el VIH/SIDA y de algunas recientes iniciativas de incidencia política internacional. El Padre General concluye animándonos a "caminar hacia el fortalecimiento de los vínculos que unen a todas las instituciones y personas comprometidas en la transformación de la realidad social... y construir sobre la riqueza de recursos que suponen la variedad de personas y culturas".

Para leer el discurso completo en inglés, entrar en nuestra página Web www.sjweb.info/sjs y clicar en "Mensaje del Padre General".

Una llamada a la vida plena y a la creatividad

En su discurso introductorio al Encuentro de la Familia Ignaciana, el Padre Fratern Masaje sj, Moderador de los Superiores Jesuitas de África y Madagascar (JESAM), enfatizó la importancia, dentro del plan de Dios, de que todo ser humano alcance una vida plena. Citando la famosa frase de San Ireneo, señaló que la gloria de Dios exige que la humanidad tenga completamente asegurados sus derechos y sus necesidades básicas.

Hoy en día, entendemos la seguridad como la construcción de muros que impiden el libre movimiento de las personas (las leyes de emigración), el libre movimiento de mercancías (las leyes del comercio) o el libre movimiento de culturas y de fes (los fundamentalismos). Una de las características del Dios Trinitario de Ignacio de Loyola es la creatividad, la capacidad de superar el caos, de propagar la compasión, de vivir con alegría y de difundir la belleza.

El Padre Fratern advirtió a la audiencia contra una interpretación superficial de los términos ignacianos del "consuelo" y la "desolación". Muchas de las personas que han respaldado las más crueles dictaduras pueden haberse sentido felices y satisfechas, mientras que Jesús experimentó en Getsemaní el miedo y la preocupación. Si nos comprometemos a asegurar el cumplimiento del creativo plan que Dios tiene para todas las personas, debemos estar preparados para experimentar en nuestro ser el miedo y la preocupación.

Desafíos para la transformación social de África

En una elocuente intervención, el Dr. David Kaulem, catedrático de Filosofía y Ética en Harare (Zimbabwe) ofreció una idea general de las principales paradojas de la modernidad africana: el predominio de lo "político" sobre todas las demás esferas y la existencia de ambigüedades y ambivalencias como una reacción a la historia colonial vivida. Esferas tan diferentes como la religión o la economía se encuentran hoy en día dominadas por el discurso y la práctica de la política. De esta manera, los diferentes aspectos de la vida social se convierten en el campo de batalla de aquellos que quieren adquirir mayor poder político.

La actual consciencia africana está caracterizada por la paradójica convivencia del amor y del odio: odiamos la idea de la nación-estado, basada en el objetivo colonial de explotar el país al máximo, y al mismo tiempo defendemos la nación-estado como la solución para todos nuestros problemas.

A continuación, el Dr. Kaulem pasó a enumerar los seis principales desafíos a los que se enfrenta hoy en día África:

1) La "búsqueda de la verdad", es decir, la pelea por definir qué es lo que nos está pasando; lo importante hoy es comprender quién cuenta la historia de quién.
2) Apoyar la participación de la población y de las organizaciones populares en la vida social, como condición previa para la estabilidad.
3) La lucha contra la pobreza y la inequidad.
4) La lucha en contra de la enfermedad (la malaria y el VIH/SIDA).
5) Garantizar el cumplimiento de los derechos humanos y la seguridad para todas las personas y
6) las cuestiones de Género.

Como conclusión, enfatizó el papel de la sociedad civil a la hora de enfrentar estos desafíos y más específicamente el papel que la familia ignaciana puede desarrollar en África y Madagascar.

Talleres temáticos

Antes de la conclusión del plenario, el Padre Orobator, recientemente nombrado Rector de la comunidad jesuita del College Hekima, nos invitó a dejar a un lado nuestras ansias de "debate" y a seguir la metodología de "balava", que consiste en dar la palabra a nuestro amigo y escucharlo. El seminario ha servido para enfatizar el contexto africano en el que vamos a vivir estos días.

Para la segunda parte de la jornada, se pidió a todas las personas participantes que se registraran en uno de los cinco talleres y que participaran en el mismo taller durante los próximos dos días. Estos talleres pretenden convertirse en instrumentos para el intercambio de aspectos concretos del trabajo que la familia ignaciana está llevando a cabo en África, de manera que permitan generar nuevas y creativas formas de trabajo conjunto.

* Libertad de movimientos. Este taller, promovido por el JRS (África del Este), ha elegido la cuestión de las restricciones que sufren las personas en lo que respecta a su libertad de movimientos. En el caso de las personas refugiadas y migrantes, estas restricciones comienzan en su propio país de origen y continúan en el país de asilo. Eva Maina Ayiera, Oficial de Programas en Incidencia Política (Advocacy), y el Padre Groum Tesfaye sj serán las personas que conducirán el taller.

* Celebrando el 5º Aniversario de AJAN. Dirigido por la oficina de AJAN en Nairobi, este taller tratará sobre el tema de "La praxis en el ministerio de SIDA". La Hermana Raphaela Händler OSB, fundadora de la Acción Católica para el SIDA en Namibia, será la persona encargada de la animación del taller.

* Conflicto, Guerra y Paz. Este taller, promovido por el Instituto de Estudios sobre la Paz y Relaciones Internacionales de Hekima (HIPSIR), ha dedicado la jornada a analizar los actuales retos ante los conflictos, la guerra y la paz. El Profesor Pete Wanyande, Decano de la Facultad de Artes de la Universidad de Nairobi ha sido la persona encargada de presentar y guiar la discusión.

* La Agenda de Desarrollo Internacional. Facilitado por la Red Internacional Jesuita para el Desarrollo (IJND), este taller ha dedicado el primer día a compartir el impacto que los diferentes modelos de desarrollo han tenido en nuestras vidas. El Padre Bernard Lestienne (Brasil), Miguel González (ALBOAN) España, Jim Hug sj (EEUU) y Peter Henriot sj (Zambia) han sido las personas encargadas de conducir los temas y responder a las preguntas.

* Manejo y Agotamiento de los Recursos Naturales. Esta iniciativa ha sido promovida por dos centros sociales de África, el CEPAS (Kinshasa, RDC) y el CEFOD (Chad), y por el OCIPE (Bruselas). Durante el primer día, Antoine Bérilengar sj presentó un caso de estudio sobre la explotación petrolera en Chad.

Concluyendo la conversación

Resultaría imposible tratar aquí de resumir todas las cuestiones tratadas durante el plenario, pero nos parece muy importante reflejar las principales líneas de pensamiento desarrolladas en él:

* La idea de que tenemos que buscar la verdad fue importante. Necesitamos escuchar a las personas, estar cerca de ellas; esos refugiados en los campamentos quieren contar su propia historia y tenemos que escucharles si queremos ser creíbles.

* El caso de la multinacional Novartis, que ha llevado a los tribunales a algunas compañías indias por producir retro-virales, causó alarma. A pesar de la importancia de luchar contra casos como este, debemos recordar que nuestro trabajo con personas infectadas por el VIH es más amplio que el de proveer ayuda médica. El SIDA es ante todo un problema humano.

* Además de las clásicas causas de la guerra, en el contexto africano debemos también considerar la incapacidad de aceptar la diferencia (étnica, cultural y de culto) como parte del estado democrático moderno.

* El agua se está convirtiendo en uno de los recursos más cruciales y las futuras guerras tendrán como motivo su control.

* Hubo una seria charla sobre el creciente papel de China en África, el nuevo "Cocodrilo" como algunos lo llamaron, capaz de mezclar el capitalismo depredador con el control comunista, en una nueva forma de dominación colonial.

* ¿Debemos reforzar la sociedad civil a costa de permitir que el Estado no cumpla con sus obligaciones?

Tal y como nuestro moderador anunció, la conversación sigue mañana, pero la gente parecía contenta con el primer día.

Entrevista

¿Cuáles son tus expectativas ante el Encuentro de la Familia Ignaciana?

* "En la actualidad estamos viviendo un momento de grandes y profundos cambios a nivel global. Este Encuentro de la Familia Ignaciana nos brinda la oportunidad de compartir nuestras experiencias y de obtener de ese modo una visión más amplia sobre cuál es la verdadera situación que se vive hoy en África y en el mundo en general. Sobre esta base, nos permite también discutir acerca de cuales pueden ser algunas de las soluciones a los problemas que aquejan a este mundo en el que vivimos y pensar de qué manera podemos actuar conjuntamente". Loua Hyacinthe sj, Director de Publicaciones del Centro de Estudios y Acción para la Paz (CERAP), Costa de Marfil.

* "No tengo ninguna expectativa específica sobre este encuentro, porque cada vez que los jesuitas y las personas que colaboran con nosotros nos reunimos, dondequiera que sea, siempre es para hablar sobre lo mismo, es decir, sobre la espiritualidad ignaciana y sobre cómo volver a relacionar de una manera más directa la espiritualidad con el trabajo por la paz y la justicia. En este sentido, no tengo ninguna especial expectativa sobre los resultados del encuentro. Personalmente estoy más interesado en poder establecer un contacto más directo con mis hermanos jesuitas africanos. Me siento impresionado por la manera que tienen de comprender el mundo que les rodea y los retos a los que se enfrentan. Creo que el hecho de establecer un contacto más directo con ellos puede ayudarnos a integrar esta visión en el Este de Asia, donde también existen grandes disparidades culturales y sociales. Así mismo, esta relación puede ayudarnos a encontrar vías que nos permitan enfrentar de manera conjunta nuestros problemas". Paul Dass sj, Secretario del Apostolado Social para el Este de Asia, Malasia.

Fernando Franco SJ, Director Responsable
Uta Sievers, Redactora
Suguna Ramanathan, Redactora Asociada
Zigor Uribe, Redactor Especial en Nairobi

Secretariado para la Justicia Social, C.P. 6139, 00195 Roma Prati, ITALIA
+39 06689 77380 (fax)

-oOo-

(1) Comentario a la foto:

A los 81 años, acaba de pararse el corazón de un luchador incansable: el P. Angelo D’Agostino, Jesuita y Doctor en Medicina. Sus últimos 14 años han estado dedicados íntegramente a la causa de los afectados por el virus del SIDA y de manera muy especial a los miles de niños que esta enfermedad ha dejado huérfanos. En 1992 decidió abrir una casa para acoger a niños afectados cuyos padres o familias más cercanas habían fallecido. Su obra se ha desarrollado sin parar y ha tenido un reconocimiento internacional.

Su vida parece tomada de un libro de aventuras. Nació en los Estados Unidos; estudió medicina, fue primero cirujano y luego miembro de las fuerzas Marine norteamericanas. Ejerció durante 10 años y luego decidió ingresar en la Compañía de Jesús. Fue ordenado sacerdote y también se graduó en psiquiatría y psicoanálisis. Fue profesor asistente en la universidad de Georgetown y fundó el instituto de Psiquiatría y Religión. En 1980 fue a Tailandia y estableció un campo de refugiados colaborando con el Servicio Jesuita al Refugiado. Fue coordinador del mismo Servicio Jesuita en África, donde prácticamente residió hasta su muerte.

En 1992, después de recibir negativas por todas partes, decidió instituir su propia casa de acogida a huérfanos seropositivos. Ni el gobierno ni otras instituciones le apoyaron. Según ellos “los niños iban a morir de todas maneras”. Él no se dejó amedrentar y siguió con su obra, a la que llamó Nyumbani ("Hogar" en lengua suahili). En esta casa él recibía niños de todas las edades. Algunos de ellos podían superar la virulencia del virus al ser todavía jóvenes y recibir el tratamiento adecuado. Los niños que ya no dependían médicamente del instituto eran adoptados por parte de familias. Los que sí la necesitaban recibirían tratamiento toda su vida.

Su obra no se paró con la fundación de Nyumbani. Estableció un sistema llamado Lea Toto (Educar al Niño) para hacer extensivo el tratamiento con medicinas antiretrovirales a más de 2000 niños de los suburbios de Nairobi que lógicamente no podían ser atendidos en su primer orfanato. En 2009 se prevé que el número de niños que se beneficien de este sistema llegue a los 4000.

Para suplir la falta de equipamiento adecuado, que era uno de los obstáculos fundamentales para luchar contra esta pandemia, fundó un laboratorio que hasta ahora es un modelo en África del Este, dotado con los mejores equipos materiales y humanos disponibles y que está sirviendo no sólo a los hogares fundados por él sino también a los hospitales locales de Kenia.

Por último, el Poblado Nyumbani surgió en el pueblo de Kitui para poder acoger tanto a huérfanos como a aquellas personas mayores afectadas por el virus. Muchos de los poblados de Kenia han perdido ya a las personas en edad media, los únicos supervivientes son los ancianos y los niños. De cara a ofrecer unos servicios adecuados, surgió esta institución mucho más familiar y abierta que puede albergar a 1,100 personas en pequeñas casitas unifamiliares. Este poblado debería haber sido abierto en estos días, pero ahora se tendrá que inaugurar sin su presencia.

El P. D’Agostino no se conformó con abrir instituciones “caritativas”. Luchó denodadamente para que la sociedad comprendiera que el SIDA no era un estigma vergonzoso sino una enfermedad que necesitaba un cambio de mentalidad y más apertura de horizontes. Denunció la hipocresía de la sociedad keniana cuando se cerraron las puertas de varios colegios públicos y privados a los huérfanos de Nyumbani, simplemente por el hecho de ser seropositivos. Él no dudó en llevar el caso a los tribunales, inundando el juzgado de niños el día que le tocó declarar. Fue de los primeros en mostrar a la sociedad que las personas seropositivas no eran apestados sino personas con derechos y que uno de estos derechos era el acceso a la educación enmedio de otros niños, en un ambiente normal y sin discriminación alguna.

También denunció a las multinacionales farmacéuticas que decían haber abaratado los costos de las medicinas contra el SIDA en los países del Tercer Mundo, cuando en verdad los precios seguían siendo inalcanzables para la gran mayoría de enfermos. Desafió la legalidad vigente importando grandes cantidades de medicinas antiretrovirales desde Brasil, cuando esto no estuvo permitido. Hizo posible que se movilizaran personas e instituciones hasta que consiguió que personas sin recursos pudieran tener un acceso asequible a las medicinas que tanto necesitan.

D’Agostino fue un fenomenal caso de relaciones públicas. Movió instituciones, iglesias, compañías privadas, aerolíneas, embajadas… su número de benefactores y de colaboradores fue siempre enorme; su pequeña figura regordeta era familiar en los medios de comunicación a los cuales llevaba siempre un mensaje de coraje y esperanza. Hacia el final de su vida pudo ver algunos frutos concretos de su esfuerzo.
Su legado y su mensaje quedan para la posteridad.

Que Dios le bendiga. Descanse en Paz.

El artículo completo apareció en el Libro de Arena, 24 noviembre 2006

20:14 Écrit par SaGa Bardon dans Religiones | Lien permanent | Commentaires (0) | Tags : pro justitia et libertate |  Facebook |

16/01/2007

Jesuitas en el Foro Social Mundial

 

Jesuitas en el Foro Social Mundial

Permalink 16.01.07 @ 23:27:17. Archivado en Religiones, Migraciones, Pro justitia et libertate

Jesuitas y colaboradores (la 'Familia Ignaciana' como se les llama en algunos países) han participado en el Foro Social Mundial en Mumbai/Bombay, India (2004), Porto Alegre, Brasil (2005) y Caracas, Venezuela (2006). La participación jesuita ha sido numerosa también en algunos foros sociales regionales (por ejemplo en Nueva Delhi, en 2006).

En todas estas ocasiones, se ha abogado a favor de la mejora de los niveles de vida y de la transformación de estructuras sociales, económicas y políticas injustas que siguen abriendo cada vez más la brecha entre pobres y ricos.

La Compañía ha tomado deliberadamente la decisión de discernir de forma crítica nuestra participación en los nuevos movimientos sociales del mundo entero para que se dé un cambio social. Los Coordinadores del Apostolado Social de las diversas Asistencias, en su reunión anual en Roma (2005), decidieron sostener iniciativas que la Familia Ignaciana emprendan en Nairobi.

Este Foro Social Mundial es particularmente importante para la Compañía de Jesús, porque el desarrollo integral de las poblaciones de Africa actualmente es una de las Prioridades Apostólicas de la Compañía.

Pre-Foro: Encuentro de la Familia Ignaciana del 17 al 19 de Enero

El objetivo principal del Pre-Foro del Encuentro de la Familia Ignaciana (IFE) es el de afianzar el Apostolado Social en África. Lo que se hará reflexionando sobre la visión ignaciana y las actividades motivadas por esa visión. Se espera que conociéndonos mejor llegaremos a colaborar más de cerca unos con otros, en el mundo entero.

Al comienzo y al final de cada día, habrá una sesión plenaria para todos los participantes. Estas sesiones ofrecerán un marco ignaciano al trabajo que se haga en los talleres, servirán para guiar las reflexiones, compartir las intuiciones y para discernir el camino a seguir.

Durante tres días, en los talleres se tratarán los siguientes temas: Libertad de Movimiento (por el Servicio Jesuita a Refugiados, JRS); VIH/SIDA (por la Red Jesuita Africana contra el SIDA, AJAN); Conflicto, Guerra y Paz (por el Hekima Peace Institute); Deuda, Comercio y Gobernanza (por la Red Jesuita para el Desarrollo, IJND) y Gestión y Degrado de los Recursos Naturales (por el Centro de estudios y formación para el desarrollo y el Centro de estudios para la acción social, CEPAS & CEFOD). Es posible encontrar una descripción detallada en el sitio: www.sjweb.info/sjs.

Los talleres se basarán en experiencias concretas e incluirán una reflexión sobre la espiritualidad ignaciana o valores humanos, además de exponer experiencias. Afianzando una red más coordinada, será posible ofrecer mejores cauces para una respuesta ignaciana a los problemas planteados. Los hallazgos de los talleres serán materia para el seminario de la Familia Ignaciana en el Foro Social Mundial del 22 de enero, como demostración pública de la espiritualidad ignaciana en acción.

FSM 2007 en Nairobi, Kenia

Seis son los Foros Sociales Mundiales que han tenido lugar en el mundo, desde el primero que se celebró en Porto Alegre, Brasil, en 2001. El 7º Foro Social Mundial bajo el lema "Luchas de los pueblos, alternativas de los pueblos" insistirá, ampliándolo, en el objetivo de los foros anteriores - "ensanchar los espacios democráticos de los que buscan alternativas concretas, sostenibles y progresivas a la globalización imperialista". El Foro Social Mundial, considerándose una plataforma internacional, "ha puesto la justicia social, la solidaridad internacional, la igualdad entre géneros, la paz y la defensa del medio ambiente en la agenda de los pueblos del mundo".

Tras la Ceremonia de Apertura, el 20 de enero, los tres primeros días se han dividido en cuatro tiempos para 'actividades auto-organizadas' (testimonios, talleres, seminarios, etc). Cada tiempo es de unas tres horas. El cuarto día está reservado a planificar acciones comunes, que habrá que llevar a cabo el resto del año. Así que a los participantes se les pide que empiecen a pensar en otras organizaciones con quienes les gustaría trabajar en una acción común en el curso del 2007. El cuarto día, estas organizaciones deberán presentar una actividad conjunta. La ceremonia de clausura tendrá lugar en la ciudad de Nairobi, el 25 de enero.

El FSM está organizado alrededor de nueve 'terrenos' temáticos:
1. Construir un mundo de paz, justicia, ético y respetuoso de las diversas espiritualidades
2. Liberar el mundo del dominio del capital multinacional y financiero
3. Asegurar el acceso universal y sostenible a los bienes comunes de la humanidad
4. Democratizar el conocimiento y la información
5. Asegurar la dignidad, defender la diversidad, garantizar la igualdad de género y eliminar toda forma de discriminación
6. Garantizar los derechos económicos, sociales y culturales, especialmente los derechos a la alimentación, a la salud, a la educación, a la vivienda, al empleo y a un trabajo decente
7. Construir un orden mundial basado en la soberanía, en la autodeterminación y en los derechos de los pueblos
8. Construir una economía sostenible basada en la persona
9. Construir estructuras políticas democráticas que sean reales e instituciones con la participación de la gente sobre decisiones y asuntos públicos y recursos.

FSMs anteriores han sido criticados por concentrarse en críticas vagas y generales sobre el neoliberalismo y el imperialismo, y por producir muy pocas ideas prácticas. Los 'terrenos' de la lista arriba mencionada parecen suficientemente prácticos como para estimular a los participantes y a los organizadores para que lleguen a dar pasos concretos con el fin de que "otro mundo sea posible".

FSM: La Familia Ignaciana en el Foro Social Mundial, del 20 al 25 de enero

El lugar de encuentro de la Familia Ignaciana durante los días del Pre-Foro y del FSM servirá de "pista de despegue'. La labor en el FSM se verá alimentada por la ayuda mutua y las eucaristías diarias, con el fin de indicar el perfil del Apostolado Social de la Compañía y trabajar en red con instituciones y organizaciones internacionales.

El 22 de enero, la Familia Ignaciana presente en el FSM, guiará un seminario de tres horas de duración dentro del programa oficial del FSM. Dicho seminario se basará en las discusiones temáticas que habrán tenido lugar durante el Pre-Foro IFE, bajo el título 'Transformación Social en África: un Rostro Ético'.

Se han hecho arreglos para celebrar la Misa en la capilla universitaria St. Paul, la mañana del 20 de enero antes de la ceremonia de apertura del FSM, para que los miembros de la Familia Ignaciana que atienden el FSM puedan encontrarse, y también grupos que no toman parte en el Pre-Foro IFE.

Va a haber un espacio ecuménico organizado por Caritas Internationalis en las que habrá tablones de anuncios donde los miembros de la Familia Ignaciana podrán indicar sus actividades.

Participantes

El FSM, y el Pre-Foro IFE, reunirá a 100 participantes de la Familia Ignaciana, de los que 55 representan a jesuitas y laicos/as de todas las provincias y regiones de la Asistencia de África y Madagascar. Un grupo de 43 participantes procede del resto del mundo: desde Perú, en Latinoamérica, a Japón, en Asia. Un numeroso grupo de participantes africanos serán escolásticos que estudian en el Hekima College de Nairobi. Estarán presentes muchos representantes de cada grupo y organización, como también los Provinciales de las siguientes provincias: Africa central, Africa oriental, Africa norte-occidental, Madagascar, Mozambique, Zambia-Malawi y Zimbabwe.

Estará presente asimismo un numeroso contingente de Asia meridional encabezado por el Padre Joe Xavier SJ. Su participación siendo motivada por el éxito de SAPI (South Asia People's Initiative) en el FSM de Mumbai, en 2004. El grupo se alojará en otro sitio y seguirá su propio programa. Una lista completa de los participantes en el FSM se encuentra en el sitio SJ: www.sjweb.info/sjs.

Fernando Franco SJ, Director Responsable
Uta Sievers, Redactora
Suguna Ramanathan, Redactora Asociada

Secretariado para la Justicia Social, C.P. 6139, 00195 Roma Prati, ITALIA
+39 06689 77380 (fax)

23:35 Écrit par SaGa Bardon dans Religiones | Lien permanent | Commentaires (0) | Tags : pro justitia et libertate |  Facebook |