02/03/2013

Los problemas más graves del pontificado de Benedicto XVI según Jabier Pikaza

 

◊ El teólogo Xabier Pikaza Ibarrondo evoca los problemas que han afectado más al Pontificado de Benedicto XVI ◊

¿Cuáles crees que han sido los problemas fundamentales con los que se ha tenido que enfrentar Benedicto XVI?

Es curioso. Vino como teólogo, con la fama de que arreglaría los problemas doctrinales de la Iglesia, y se va como un “Papa cocinero” que ha debido enfrentarse con más o menos éxito con problemas muy materiales, como si hubiera pasado de la alta ortodoxia a la baja ortopraxia. Éstos son, a mi juicio, los problemas que han afectado más a su Pontificado:

1. Tema Maciel, el engaño de algunos eclesiásticos. El Papa ha debido enfrentarse al enigma de algunos hombres enfermos (no me atrevo a decir perversos) que se han aprovechado de la Iglesia, entre ellos Marcial Maciel. Le han hecho sufrir, han humillado a la Iglesia.

2. Tema pederastia de una parte del clero… El problema no lo ha inventado Benedicto XVI, sino todo lo contrario… Quizá él venía de las alturas de la alta teología, y descubrió que el problema de la Iglesia no eran los posibles teólogos rebeldes, sino eclesiásticos y personas que se aprovechan de su puesto para utilizar a los demás.

3. Tema dinero… No sé si el Papa entiende de dinero, pero ha tenido que enfrentarse con la Banca Vaticana (IOR), que es una cosa pequeña, pero que le ha dado grandes disgustos. Sin una transparencia económica total no se puede hablar de Iglesia.

4. Las intrigas del Vaticano. El tema es evidente. Allí donde hay unos miles de personas ocupadas en una administración de “poder eclesiástico” surgen los problemas… Los enfrentamientos de la Curia, expresados en el Vati-Leaks son quizá pequeños, menores (de patio de verduleras…), pero es evidente que han hundido la moral del Papa.

5. Los lefebvrianos… Éste es un tema que, si no fuera serio, sería de comedia… Se han reído de él, sí, los lefebvrianos, a los que Benedicto XVI ha querido ofrecer el gran redil de la Iglesia Católica. Para eso les ha ofrecido todo lo que se puede ofrecer, el oro y el moro: Una reforma litúrgica a su estilo, unas prelaturas personales… Pero nada, se han reído de él. Pobre Benedicto XVI. Ha visto que quizá sus mayores enemigos no son los de fuera, por así decirlo, con la teología de la liberación, sino los de dentro… en una iglesia dividida.

6. Tema de la secularización… El Vaticano va en una línea, el mundo en otra… El Papa que es muy inteligente se ha dado cuenta, y ha visto que sus esfuerzos, algunos en la línea de Juan-Pablo II (Jornadas de la Juventud etc,…) no daban fruto.

Éstos son los temas principales de su papado... Quizá hay otros, como el de la liturgia, que algunos quieren que vuelva a un pasado que nunca ha existido de la forma en que la quieren los tradicionalistas... Quizá está el tema del Único Catecismo, con el único Derecho Canónico... Y está en el fondo el tema del Vaticano como institución enigmática que difícilmente concuerda con el evangelio…

◊ ¿Crees que el Papa tiene la culpa de esos problemas? ¿Qué otra cosa podía haber hecho?

Evidentemente que el Papa no tenía ni tiene la culpa. Él ha hecho lo que ha podido, que, a mi juicio, es más que lo que muchos habíamos esperado, a partir de su trayectoria como Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la fe.

En mi opinión, Benedicto XVI ha hecho mucho, evidentemente en su línea. Ha querido ser Padre, ha querido dialogar… Pero, claro, ha seguido imponiendo (o promoviendo) desde el Vaticano un tipo de Iglesia, con un orden y estructura que vienen de siglos. Quizá no ha podido volver a las raíces del evangelio….

Ha abierto caminos, con sus libros sobre Jesús, con su forma de querer atajar las corrupciones de la Curia y del conjunto del Clero… Ha hecho lo que ha sabido y podido, y le estoy muy agradecido por ello.

◊ En fin ¿Por qué ha dimitido?

No lo sé. Quiero creerle: Ha dimitido porque se siente mayor, desgastado. Ha dimitido porque es normal dimitir, dejar un puesto así. Lo ordinario es renunciar, no permanecer en el puesto. Lo ha hecho, y creo que con esto ha rendido un gran servicio a la Iglesia, aunque los grandes problemas con los que se encontró al entrar en el Vaticano como Papa siguen pendientes.

Artículo completo: ¡ Adiós, Benedicto XVI ! Un balance

09:27 Écrit par SaGa Bardon dans Actualidad | Lien permanent | Commentaires (0) |  Facebook |

Les commentaires sont fermés.