27/06/2009

Eduardo Madina, tan héroe como víctima

Eduardo Madina, tan héroe como víctima

Archivado en Europa, Amistad Europea Universitaria, España, Sociogenética, Ética

Para este artículo, que deseo escribir desde hace tiempo, me cuesta trabajo elegir entre el título “Eduardo Madina, más héroe que víctima” y el título “Eduardo Madina, tan héroe como víctima”.

En el primer caso me parece que no pongo suficientemente de relieve la gravedad de la injusticia cometida contra Eduardo por los criminales de ETA, sirviéndose del comando integrado por Iker Olabarrieta y Asier Arzalluz.

En el segundo caso me parece que pongo en equilibrio la grandeza del heroísmo de Eduardo con la intensidad de su estatuto de víctima, resultante de la gravedad de la maldad con que fue tratado por quienes buscaron su destrucción total, dejándole privado de por vida de su pierna izquierda.

Elijo esta segunda formulación para mi título, porque me parece que con ella pongo más de relieve la admiración que me produce a mí y creo que a todos los humanos justos el altísimo grado de generosidad que ha alcanzado en todo momento el ánimo de Eduardo, declarando repetidamente que no alimenta en su conciencia ningún resentimiento contra los responsables del mal que le han causado.

"En el momento en que sucede {el atentado}, mi compromiso se multiplica", salgo reforzado en el compromiso. Con un rechazo total a lo que ETA me propone: el odio, las ganas de venganza, las ganas de irme. Y me lleva a un ejercicio de alquimia, que todavía no ha concluido, que es convertir el plomo en oro: que de esa mierda salga algo que refuerce mi vida. Aquel atentado me blinda contra cualquier tipo de odio, ETA es una factoría de odio. Yo salgo más generoso, más aceptador de la diferencia, de la pluralidad".

Eduardo llegó desde muy pronto, y quizás desde el primer momento en que tuvo conciencia del mal permanente que le habían producido, a distinguir entre el crimen del que había sido objeto y los pobres seres alienados que lo habían cometido.

Para remediar su propio mal echó mano deportivamente del enorme coraje moral y físico que ya se le conocía; mientras que para tratar a los causantes de su mal, incluso cuando se vio confrontado a ellos bajo la mirada de la justicia, se puso inmediatamente en el camino de la ayuda y de la corrección fraterna, para que salieran del rumbo de alienación que habían tomado. Su deseo no era ni es su destrucción, sino su arrepentimiento y su enmienda, imaginando incluso que fueran capaces de llegar a dialogar con él, dejando las armas y convirtiéndose en interlocutores políticos.

Imagen: Eduardo Madina
Por CRISTÓBAL MANUEL - 22-03-2009

Eduardo Madina (Bilbao, 11 de enero de 1976) , actual secretario general del Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso, sufrió el 19 de febrero de 2002 un atentado programado como mortal por los terroristas de ETA. Una bomba lapa colocada durante la noche en los bajos de su automóvil por un comando de la banda no le dejó sin vida, pero sí sin la pierna izquierda, cuando se dirigía de mañana, sin entretenerse en inspeccionar su vehículo y sin escolta, desde su domicilio a su puesto de trabajo en Sestao.

Eduardo Madina, hijo único de una familia de históricos militantes socialistas vascos y cuyo abuelo era minero, se afilió a los 17 años a la rama juvenil del PSE-EE, conocida como las Juventudes Socialistas de Euskadi. Es Licenciado en Historia Contemporánea por la Universidad jesuita de Deusto y Máster en Integración Europea por la Universidad del País Vasco, con especialización en Relaciones Internacionales.

Ha trabajado en Bruselas como técnico en el Parlamento Europeo, donde un año después de su atentado, allá por el año 2003, ya era asesor del Grupo Socialista Europeo. Los jóvenes universitarios han podido gozar de su testimonio europeísta, indisociable de su ardiente universalismo humanista, puesto que a pesar de su tragedia personal ha dado clases sobre Relaciones Internacionales y Construcción Europea en diferentes Universidades. Actualmente enseña Historia de la UE en la Universidad Carlos III de Madrid.

Tras el trágico atentado criminal del que fue objeto por obra de ETA el 19 de febrero de 2002 ha alcanzado plenamente el equilibrio emocional junto a Paloma, con quien está casado desde hace cinco años y ha tenido un hijo recientemente. Como su gran amigo Patxi López, el actual lehendakari, cultiva su gran pasión por la música, lo cual explica que coleccione no solamente cedés, sino también vinilos.

Como historiador y como melómano Eduardo se parece mucho a mi hijo Xavier, cuya edad -nació cuarenta días después que Eduardo, el 20 de febrero de 1976-, cuya talla, cuyas manos, cuyo pelo revuelto, cuyas gafas, cuya formación, cuya voz y cuya afición por los vinilos, de los que es incluso editor, me hacen pensar con sentimientos de padre en la creatividad humanista y deportiva de Eduardo como raíz de su heroísmo.

Florilegio de una entrevista reciente entre Eduardo y Joseba ELOLA

Joseba Elola cita en su entrevista testimonios de Ramón Jáuregui, uno de los jefes de Eduardo en el Congreso de los Diputados; de Jordi Giráldez, psicólogo, uno de los mejores amigos de Eduardo, que le acompañó a declarar en el juicio contra los dos etarras que le pusieron la bomba; y de Leire Pajín, la número tres del PSOE, una de sus mejores amigas, cuya carrera política ha discurrido en paralelo con la de Eduardo, pues se conocieron en las Juventudes Socialistas de Euskadi, poco antes del atentado. Eduardo es actualmente uno de los adjuntos a la Secretaría de Organización que ocupa su amiga Leire; lleva los temas de formación en el partido, además de ser miembro de la Ejecutiva federal.

Leire Pajín: "Es uno de los principales blogueros del partido y, como le he escuchado decir a Patxi López, es un vasco universal. Y eso que no puede ser más de Bilbao".

"Eduardo es frescura en la política y solidez en los argumentos. Además, ha demostrado una madurez personal y vital impresionantes. Ha sido capaz de tragarse el rencor y de lanzar un mensaje que resulta mucho más letal que otros"

Ramón Jáuregui: "Eduardo está llamado a grandes liderazgos".

Eduardo: "Estoy contento con lo que soy, con el sitio de mi vida"

"Pero siempre hay que estar alerta con lo que pueda traer la cabeza y el corazón. Un bombazo que intentó matarme es algo que tarda años en gestionarse".

Jordi Giráldez: "Nunca ha querido construir su imagen en torno al atentado". "Era él quien nos tranquilizaba a Paloma y a mí. En tres o cuatro frases, expresó con gran dignidad y entereza {ante el tribunal de justicia} cómo había vivido el atentado. Desprendía gran fuerza a su alrededor, parecía uno de estos personajes de los videojuegos que tienen como un halo que representa esa fuerza"

Eduardo: "Desde aquel día, en mi casa se hizo de noche y una sombra de pena y de tristeza envolvió a mi familia".

Jordi Giráldez Mucha gente en la sala se puso a llorar; fue muy duro escucharlo. Cualquier otro se hubiera trastabillado al decirlo, pero Eduardo, no. Tiene una gran capacidad de explicación y de análisis".

Joseba: Su educación fue una síntesis de las ideas de la Ilustración y del movimiento obrero con el nacionalismo romántico vinculado a la tierra.

Eduardo: "Era un nacionalismo cívico, abierto, elegante, positivo; no como el nacionalismo étnico que ha practicado Ibarretxe, que ha manoseado algo que no es suyo. Ha convertido el nacionalismo en una pantalla contra otros; ellos deciden quién es vasco y quién no".

"En el momento en que sucede {el atentado}, mi compromiso se multiplica", Salgo reforzado en el compromiso. Con un rechazo total a lo que ETA me propone: el odio, las ganas de venganza, las ganas de irme. Y me lleva a un ejercicio de alquimia, que todavía no ha concluido, que es convertir el plomo en oro: que de esa mierda salga algo que refuerce mi vida. Aquel atentado me blinda contra cualquier tipo de odio, ETA es una factoría de odio. Yo salgo más generoso, más aceptador de la diferencia, de la pluralidad. Termino convirtiendo aquel escenario en una alerta de la importancia de las cosas en la vida, de la importancia del tiempo. Ojalá pudiera quitar aquel día. Pero es un capítulo fundamental de mi vida, casi de mi muerte; intento convertirlo en algo positivo para los días que me quedan por vivir".

"Euskadi necesita un cambio higiénicamente urgente. Los 10 años de Ibarretxe han sido una catástrofe y una herida. Euskadi necesita entrar en la modernidad, aceptar su pluralidad. Y eso es Patxi López".

Joseba: Aceptar el apoyo del PP no parece ser ningún obstáculo para él: asegura que el hecho de que los populares apoyen la investidura no implica que compartan el modelo de país. Ibarretxe salió investido hace cuatro años gracias a los votos de EHAK".

Eduardo: "Prefiero los votos del PP a los de Batasuna", concluye. "Ibarretxe le ha hecho mucho daño al nacionalismo vasco. Ha priorizado a quienes son nacionalistas frente a los que no lo son. Ha consagrado un intento de nacionalismo étnico, y no cívico. Yo creo que quedará como el peor lehendakari de la historia".

Leire Pajín: "Es uno de los principales blogueros del partido y, como le he escuchado decir a Patxi López, es un vasco universal. Y eso que no puede ser más de Bilbao".

"Eduardo es frescura en la política y solidez en los argumentos. Además, ha demostrado una madurez personal y vital impresionantes. Ha sido capaz de tragarse el rencor y de lanzar un mensaje que resulta mucho más letal que otros".

Joseba: -¿Habría que volver a hablar con ETA en algún momento?

Eduardo: -Da la sensación, por el último proceso de paz, que la propia ETA ha despreciado ese diálogo, ya no lo quiere. Hay una frase que define muy bien la situación, creo que la dijo Rubalcaba: ETA pudo acabar como el IRA y eligió acabar como el GRAPO. ¿Habrá que volver a hablar? Yo no lo sé, yo creo que ahora mismo, no, porque ellos mismos no han querido. Pero todos los manuales de resolución de conflictos violentos te dicen que la palabra es un instrumento útil para la resolución de conflictos terroristas. Y en la salida de escena, bien utilizada, y en el mejor de los contextos, es un instrumento útil. Yo sigo creyendo en eso. Pero, desde luego, ahora mismo, no se puede hablar con ellos.

Joseba: Eduardo no quiere dedicar toda su vida a la política. Como su mujer está estudiando oposiciones al cuerpo diplomático, a él le atrae mucho la idea de seguirla a alguno de los destinos que le ofrezcan. Quisiera dedicarse a escribir, a viajar, a vivir la vida.

Eduardo: "La vida casi se me va en una mañana, en un instante. Aprendí que se te va en nada. No avisa. No te dice: 'Tronco, tienes 48 horas para despedirte de todos, escucharte tu último disco, despedirte de los que quieres, comer en tu restaurante favorito... No quiero que se me escape sin hacer cosas que me apetecen, como vivir una temporada larga fuera, tener una experiencia más vinculada a la vida que al trabajo".

Fuente de la ENTREVISTA: "El atentado de ETA me blindó contra el odio"
JOSEBA ELOLA 22/03/2009. El País.

24/06/2009

Anna et Vicente Ferrer, un pacte d’Amour

Anna et Vicente Ferrer, un pacte d’Amour

L’Amour entre Anna et Vicente est un des exemples les plus éloquents de la fertilité universelle de l’anthropologie conjugale.

La complémentarité essentielle de cette anthropologie, source irremplaçable de la sociabilité et de la créativité humaines, la rend indispensable dans les causes humanitaires, dépassant tout type de frontières.

En Inde, elle a eu le pouvoir de dépasser les frontières des castes, des religions, de la discrimination sexuelle, de la pauvreté, de la maladie, du handicap, de la solitude, de l’ignorance, etc.

Le moment du passage de Vicente, pendant qu’Anna pleure discrètement la mort de son mari tout en consolant avec sa force de caractère ceux qui pleurent pour la même raison qu’elle, est l’occasion de rendre hommage à l’Amour conjugal de cet homme et de cette femme qui, en couple amoureux, ont su faire autant de bien dans un des lieux les plus oubliés de la Terre.

Ana et ses enfants se consoleront en lisant ces mots, écrits par un des compagons jésuites de leur mari et père qui les admire comme couple, ces mots que si souvent Vicente a répétés à Anna : « Anna, sans toi il aurait été impossible d’entreprendre et de réussir ce que nous avons fait. Merci pour notre pacte d’amour, qui nous a donné ensemble une force supérieure à celle de chacun de nous si nous ne nous étions pas rencontrés et unis pour la vie ».

-oOo-oOo-oOo-

Imagen: Anna Ferrer publica
Un pacto de amor.
Mi vida junto a Vicente Ferrer

La directora de Programas de la Fundación Vicente Ferrer en la India y esposa del fundador de esta ONG relata su vida en Anantapur. Un libro inédito que constituye el testimonio de 40 años de compromiso con las comunidades más discriminadas de la región y con Vicente Ferrer, uno de los personajes más relevantes de nuestro siglo.


-oOo-oOo-oOo-

-oOo-oOo-oOo-

24.06.09 Archivado en Sobre el autor, Europa, Las Américas, Amistad Europea Universitaria, Semántica, Pragmática, España, Sociogenética, Antropología conyugal, Ética, Educación, Pro justitia et libertate, África, Asia, Oceanía

23/06/2009

Anna y Vicente Ferrer, un pacto de Amor

Anna y Vicente Ferrer, un pacto de Amor

Permalink 23.06.09 @ 20:13:00. Archivado en Sobre el autor, Europa, Las Américas, Amistad Europea Universitaria, Semántica, Pragmática, España, Sociogenética, Antropología conyugal, Ética, Educación, Pro justitia et libertate, África, Asia, Oceanía

El Amor de Anna y Vicente es uno de los ejemplos más elocuentes de la fertilidad universal de la antropología conyugal.

Su esencial complementariedad, fuente insustituible de la sociabilidad y de la creatividad humanas, la hace irreemplazable en las causas humanitarias, superando todo tipo de fronteras.

En la India ha tenido el poder de superar las fronteras de las castas, de las religiones, de la discriminación sexual, de la pobreza, de la enfermedad, de la minusvalidez, de la soledad, de la ignorancia, etc.

El momento del tránsito de Vicente, cuando Anna llora discretamente la muerte de su marido, consolando al mismo tiempo con entereza a quienes lloran por la misma causa que ella, es la ocasión de rendir homenaje al Amor Conyugal de este hombre y de esta mujer que tanto bien han sabido hacer como pareja enamorada en uno de los lugares más olvidados de la Tierra.

Anna y sus hijos tendrán el consuelo de leer, escrito por uno de los compañeros jesuitas de su marido y padre, que los admira como pareja, lo que tantas veces le repitió Vicente en vida: "Anna, sin ti hubiera sido imposible el emprender y lograr lo que hemos hecho. Gracias por nuestro pacto de amor, que nos ha dado una fuerza juntos superior a la de cada uno de nosotros si no nos hubiéramos encontrado y vinculado de por vida".

-oOo-oOo-oOo-

Imagen: Anna Ferrer publica
Un pacto de amor.
Mi vida junto a Vicente Ferrer

La directora de Programas de la Fundación Vicente Ferrer en la India y esposa del fundador de esta ONG relata su vida en Anantapur. Un libro inédito que constituye el testimonio de 40 años de compromiso con las comunidades más discriminadas de la región y con Vicente Ferrer, uno de los personajes más relevantes de nuestro siglo.


-oOo-oOo-oOo- -oOo-oOo-oOo-