06/05/2007

La hora de elegir

La hora de elegir

Permalink 06.05.07 @ 09:40:00. Archivado en Europa, Sociogenética, Pro justitia et libertate

ROSPORDEN, Finisterre (Reuters) - A algunas horas del final de la campaña oficial, Ségolène Royal lanzó el viernes sus últimas fuerzas a la batalla presidencial, atacando como nunca antes a su adversario de la derecha, un « peligro» según ella para la democracia y la República.

Para su última etapa de campaña, la candidata socialista surcó Bretaña, entre Lorient y Brest, de tierras demócrata-cristianas, donde François Bayrou realizó muy buenos resultados en la primera vuelta.

Ante el «aporreamiento» de los sondeos, la primera mujer a tener una oportunidad de acceder al Elíseo pidió a los Franceses «que permanecieran de pie» para este «último combate» que opone la «moral política» a las «mentiras» y a las «conspiraciones» de la derecha.

«Quedan dos días para mantenerse de pie (...) para coger nuestra papeleta de voto (...) ¡Levantaos contra todos los sistemas (...) ¡Levantaos por una Francia fuerte (...) ¡ ¡Levantaos por la luz!», lanzó, exaltada, en una reunión pública en Lorient al mediodía. En un ambiente electrizado aseguró: «¡Rechazad el espíritu de venganza, rechazad todas las mentiras y todos los odios! ¡Adelante! ¡Podemos ganar, vamos a ganar!».

«Sabéis que cuento con vosotros. El candidato de la derecha es un peligro para la unidad de la República, para la paz social, para los servicios públicos", declaró un poco más tarde sobre la plaza del pueblo de Rosporden, dónde venía a inaugurar el nuevo Ayuntamiento de la ciudad.

Cuatro estudios de opiniones, publicados entre el jueves por la noche y el viernes a mediodía la dan de sobra como perdedora, con entre seis y nueve puntos detrás del candidato del UMP - una «variación brutal» a la baja, que Juan-Louis Bianco, codirector de campaña, no se explica. A pesar de todo, considera que «dado que hay entre un 10 y un 15% de los electores que deciden en los últimos minutos, el resultado va a jugarse sobre las últimas impresiones, las últimas imágenes ; de ahí la importancia de este día, organizado en los últimos minutos».

«Lo está perdiendo todo», concede antes de enmendarse. «No recupera las fuerzas, porque nunca las ha perdido»

«Cuando oigo a la derecha decir que las zanahorias están cocidas, lo encuentro indecente », protestó Ségolène Real en Lorient. «Digo a los electores: "os toca a vosotros decidir, no a los sondeos!"».

Seguros de la victoria, Michèle Alliot-Marie, Jean-Louis Borloo y François Fillon se disputarían ya Matignon. «Vamos a ponerlos de acuerdo. ¡El Domingo nos toca a nosotros ganar! », en Rosporden, Ségolène siguió acusando a Nicolas Sarkozy de ser el «candidato del Medef y del CAC 40».

Durante todo el día, antes de una última «reunión popular» al aire libre en Brest, dónde el PS contaba con la presencia de unas 20.000 personas, Ségolène Real osciló entre la cólera y la ligereza:

«¡Buenos días, estamos aquí!», lanzó haciendo grandes señales de la mano en dirección de un helicóptero de la seguridad civil que sobrevolaba el pueblo de Rosporden. «Pues sí, estamos movilizados, estamos aquí, bien presentes!».

En su equipo, las caras se alargan de más en más, después de la publicación de los sondeos. « ¿Qué le ha faltado a la candidata ?» «La solidaridad», interrumpe Marcel, un miembro del servicio de orden. «Algunos socialistas, como Claude Allègre, que multiplicó las críticas sobre Ségolène Real, deberían «rasgar su tarjeta del partido».

Cuando el viernes por la noche, la campaña socialista se terminababa ante la rada de Brest, un viejo pensionista filosofaba, interrumpiendo su nervioso chupeteo de su pipa: «Ella va a ver la puesta del sol sobre Occidente»,

-oOo-

10:02 Écrit par SaGa Bardon dans Europa | Lien permanent | Commentaires (0) | Tags : sociogenetica, pro justitia et libertate |  Facebook |

Les commentaires sont fermés.